17 mayo, 2020

Blog

El pan correcto

Si bien el mundo del pan es enorme, tanto que todos los panes tienen características diferentes: algunos deben ser crujientes como un baguette, otros son suaves como el pan cuadrado o con corteza jugosa y húmeda como un pan de centeno.

En general, un buen pan debe tener solo un buen olor y sabor. Pero por la apresurada que se lleva la vida, hasta estos simples detalles se pasan por alto por eso, queremos que le prestés más atención a la hora de elegir el pan.

Una de las cosas más importantes es buscar una sensación que perdure en la boca una vez tragado el último bocado del pan. Además, un buen pan debe de ofrecer una colección de aromas casi embriagadora en la corteza.

Si lo que se busca es un pan saludable, tenés que apostar por panes completos que además tengan un mayor poder saciante y resulten más nutritivos: o sea, que en un mismo peso te de más nutrientes.

Cuando consumís un pan blanco se trata de un producto al que se ha privado de parte de sus características nutricionales más importantes como la fibra, minerales y vitaminas.

Por ese aporte es que las personas que están siguiendo una dieta, prefieren el pan integral ya que tienen un índice glucémico más bajo que uno blanco hecho con harina refinada, lo que quiere decir que el combustible que provee al cuerpo durará más rato y no tendrá altibajos.

Entonces, ¿cómo elijo el pan correcto?

  • Que sea integral. Si no lo es, no es que exista un problema, pero ya sabés que los panes integrales aportan fibra, minerales y vitaminas.
  • Preferiblemente que sea al horno.
  • Que sea de harina de trigo.
  • El buen pan solo tiene 4 ingredientes, agua, harina trigo, levadura y sal.

MÁS DE BLOG

No le tengás miedo al noviazgo

Leer más

El elixir de la eterna juventud

Leer más

¡Atención hipertensos!

Leer más